jueves, 25 de enero de 2007

Telefé y sus debates

Ayer vi la edición de Gran Hermano "El Debate" con la excelente conducción de Mariano Pitufo. Se que no es cultural ni contracultural hablar de Gran Hermano, y que no hay chance de hablar del programa manteniendo la dignidad, pero creo que sí hay cosas para valorar.
.
En la emisión de ayer que duró más de dos horas, se la pasaron hablando de moral. Se tocaron dos temas: la infidelidad de la novia de Sergio Dennis y las traiciones de una chica medio fulera. En los dos casos se trataba de ver si las muchachas en cuestión habían hecho o no algo que debamos repudiar. Más allá de que los panelistas muestren una pobrísima capacidad analítica y de que las cuestiones a debatir sean nimeas y banales, se logró que casi dos millones de personas (18.3 puntos de rating) escuchasen un debate de moral durante más de dos horas. Algo muy valioso teniendo en cuenta que en los medios de comunicación no hay programas que hablen directamente de temas de moral (aunque todos sabemos que la moral está también en los programas de política y bla, bla, bla). Casi como ir a misa pero sin moverse de la casa, aunque faltaban las canciones de guitarra con coros de chicas en plena pubertad y la mística presencia de Dios (aunque Rial me dejó más conforme que Solita).

1 Comentarios:

Anonymous Anónimo dijo...

no, no hay forma de hablar de ese programa manteniendo la dignidad.

Saludos

3:06 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal

Más recientes›  ‹Antiguas